Subir
Montó Bricolovers
Montó Expresa
Volver

inspiración

Preparados, listos… ¡¡Todos a la piscina!!

Se acerca el calor, los días más largos, las cenas en el jardín y un verano del todo diferente por la nueva ‘realidad’ que viviremos. El planteamiento de las vacaciones cambiará, pero tú, Bricolover, sabemos que lo tienes claro: siempre encuentras la oportunidad para mejorar tu casa.

Ante ti, la oportunidad para vivir un verano de lo más divertido con tu piscina siempre a punto. ¿Qué puedes hacer para tenerla perfecta todos los días del año? Lo principal: su correcto mantenimiento. Detallamos cuáles son esos cuidados que has de hacer durante todo el año y antes del verano para que tu única preocupación sea practicar tu mejor salto al agua.

#1 Puesta a punto

Qué rabia da cuando empieza la temporada de playa/piscina y no podemos disfrutar de ella. Pero más molesta si lo hemos podido prever o evitar. Por eso, la puesta a punto de la piscina es muy importante de hacer, como tarde, en mayo.

Sea grande o pequeña tu piscina, todas necesitan limpiar en profundidad las paredes y el suelo, así como los filtros y los skimmers. Para su correcta higienización, no hay nada como pintarla.

Las pinturas más recomendadas son:

-          Pintura para piscinas al clorocaucho. Es una pintura impermeable, resistente al agua, hongos, a la alcalinidad y a los productos químicos que se utilizan para el mantenimiento de las piscinas. Una de las principales ventajas es que se adhiere con facilidad a la superficie y se seca rápidamente. ¡Una pasada!

-          Pintura para piscinas al agua. Una opción muy recomendable ya que no huele y tiene gran rendimiento. Su acabado es semimate y no favorece la aparición de algas y mohos.

Están disponibles en azul y blanco.

#2 El agua siempre limpia y en perfecto estado

Hay varios puntos a tener en cuenta, el principal: el pH del agua. Ha de estar en torno al 7,2 y 7,6 para garantizar que sea óptima para tu piel y que sea apateciblemente cristalina.

Lo segundo: la desinfección. Lo importante es mantener el residual de cloro libre entre 0.5 y 1.0 ppm para que esté desinfectada. De esta manera, evitaremos que el agua se enturbie y que aparezcan algas. Lo tercero: el cuidado del filtro. Con un filtro sucio la calidad del agua empeora exponencialmente y necesitarás muchos más productos químicos para mantenerla clara.

Como puedes ver, pintando -> limpias. Con el pH y el cloro adecuado -> agua cristalina.

Porque preparar tu piscina para un verano increíble, es de Bricolover.

 

¿Quieres hacer alguna pregunta? haz click aquí

AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Si continúa navegando se considera que acepta nuestra política de cookies. Aceptar Más información